porqué volver a escribir….

Para mi el escribir, ha sido una buena terapia para procesar diversas etapas de mi vida. Empecé hacerlo ya hace mucho tiempo atrás, durante una etapa muy confusa de mi vida, en la adolescencia…. Escritos que se perderían con el paso del tiempo y las aguas.

Otra etapa muy intensa, que ha marcado mi vida, y por lo tanto ha merecido escribirla y compartirla es la vida montañera. En un principio compartía las salidas, las cumbre y las vivencias montañeras con familiares y amigos a través de correos electrónicos. Hace algunos años atrás inicié este blog, lo que me permitió extenderme más en los escritos y también extender el alcance de estos. No quiero decir con esto, que este blog sea el más leído de Internet, nada de eso, pero si se que estas páginas son 100% públicas y cualquiera que le interese o no le interese las puede leer.

Si, poco a poco deje escribir sobre montaña y la página mutó un poco hacia escritos sobre una nueva etapa, esta de correr. El correr de alguna u otro forma, siempre ha estado presente en mi vida, llevo ya muchos años participando en carreras como la Ultimas Noticias, la Ruta de las Iglesias y similares. Pero desde que se me ocurrió experimentar, probar y meterme en carreras de mediano y largo aliento sentí la necesidad de ir plasmando esa vivencias en escritos. Mucho me sirvió, ya que durante este proceso sufrí una lesión que complicó mi participación en mi primera marathon y el escribir fue un gran apoyo para sobrellevar este mal paso ;). Igualmente, poco a poco fueron quedando atrás las entradas sobre carreras, entrenamiento y futuros proyectos.

Es ahí cuando este blog mutó, una vez más, y se convirtió en una especie de diario de viaje, que inició cuando la Domenica y yo nos planteamos el recorrer una parte de esta hermosa tierra llamada Sudamérica.

Fueron siete meses de muuuuchas vivencias. Que gran viaje fue, todos los días era un capítulo nuevo de esa bella historia, todos los días había que procesar mucha información de lo que íbamos viviendo. Y claro el escribir una vez más aportaba con lo suyo. Los primeros meses fuimos muy juiciosos y publicamos entradas sobre los lugares que fuimos visitando. Poco a poco lo dejamos de hacer y este blog volvió a quedarse en pausa. Pero el viaje continuó y para ponerles un poco en contexto desde la ultima entrada de este blog, esto es más o menos lo que pasó.

  • Después de haber pasado un mes en la Mingalegre y después de haber recorrido la región de Aysen, seguimos con rumbo Norte, donde conocimos a Jorge, a su familia y a su bello proyecto El Manzano
  • Volvimos a la ruta y pasamos nuevamente a Argentina, para llegar a la Banda Florida en la región de la Rioja, para visitar a nuestros amigos Martín y Naty; conocer un poco de su vida, de su proyecto La Chakana y a sus hermosos críos la Famatina y el Salvador
  • Un mes después llegamos a Tilcara, donde pasamos una semana ayudando en lo que se podía en el Hospedaje Villa Nanin, una escala necesaria antes de entrar al Planeta Bolivia, un país del cual se puedrían escribir libros enteros.
  • Ya en Bolivia, tuvimos la oportunidad de estar en el Carnaval de Oruro, conocimos y recorrimos el Salar de Uyuni
  • Nos quedamos un poco menos de un mes en el proyecto Agro-Forestal del David y la Claudia, una pareja Boliviana-Alemana que nos compartieron y enseñaron mucho
  • Se vino una semana muy loca del Curso Internacional de Permacultura, donde conocimos a grandes personajes y grandes facilitadores ;).
  • Llegamos a la hermosa ciudad de La Paz
  • Continuamos la ruta y llegamos al Cusco, con todo lo que eso representa: Sacsayhuaman, El Valle encantado, Ollantaytambo, Machu Picchu, etc. Desde el Cusco la Domenica tuvo que regresar a Quito
  • Yo seguí viajando un mes más por Perú, les resumo esta etapa así: Arequipaa, Nazca, Huacachina, Paracas, Lima, Chiclayo, Lobitos, Punta Sal, Tumbes.
  • Ya en Ecuador, solo fue llegar a Guayaquil y al siguiente día tomar un vuelo a Quito y fin de esta historia.

Pero no hemos dejado de escribir porque hayamos dejado de viajar, o hayamos dejado de correr o de hacer montaña.

No es que hemos dejado de vivir, para nada. Se podría seguir escribiendo muchas cosas de la vida, por ejemplo; que la Domenica y yo llevamos casi año y medio viviendo juntos, o que llevamos un poco más de un año desde que nos casamos o que en estos días nos cambiamos de casa. No hemos dejado de viajar, bueno este año no hemos salido del país, pero si que nos fuimos al Cuyabeno y en fin de año nos vamos a Galapagos. Igual no es que he dejado de correr, nada que ver, ya llevo un par de carreras de más de 50km y preparándome para una de 80Km. Sigo disfrutando las mañanas en las que salgo solo o con amigos a cargar un poco de kilómetros a mis piernas y procuro cada año participar en una carrera larga, con todo el entrenamiento que eso conlleva. No es que hemos dejado de ir a la montaña, hace un año que hicimos cumbre del Cayambe junto con nuestro gran amigo Ramiro, en este año he subido al Rumiñahui Sur y al Cotacachi con el pana Carlitos, entre otras salidas. Seguimos saliendo al monte de cuando en cuando, solo que ahora vemos la montaña desde otro puntos de vista, la vivimos con otras ilusiones y a otros ritmos. Hasta es muy posible que no haya dejado de ser un tanto adolescente….

Pero qué me pasa con la escritura? me pasa que llega un momento en que ya no necesito hacerlo, las vivencias las puedo ir procesando internamente, las puedo ir trabajando junto a la Domenica, mi compañera de viaje, las podemos ir asimilando al andar, con ayuda de los amigos cercanos o con la familia. El escribir es como un impulso para procesar las cosas, me ayuda a aterrizar las ideas y ya con la viada por lo general no siento la necesidad de seguir escribiendo….

Entonces por qué volver a escribir?

Pues por esta alteración en la fuerza, por esa nueva etapa en la que estamos embarcados. Es una etapa tan nueva y tan diferente a todo lo que hemos vivido que siento la necesidad de volver a usar esta gran herramienta, para que me ayude a procesar y tal vez a guiar los pasos. Para ir aterrizando poco a poco todas las ideas que pasan este momento por mi cabeza. Para ir asimilando las enseñanzas. Para tratar de entender que es lo que la vida me está diciendo…. y porqué no, para poder enfrentarme a los miedos que tengo.

Si amigos la Domenica y yo ESTAMOS EMBARAZADOS!!!!!! 😀

JOse

 

Anuncios

Un comentario en “porqué volver a escribir….

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s